Premio Innovar: victoriquense creó pasteurizadora para producción de baja escala

Zonales 12/01/2017
Gonzalo Mendiara, nacido en General Pico y de padre victoriquenses, es autor del Proyecto Pasteurar que en 2016 recibió un premio Innovar. El objetivo es que los pequeños productores obtengan mayor valor agregado.

Un grupo de profesionales emprendedores comenzó a desarrollar una pasteurizadora que busca brindar soluciones de innovación tecnológica a los pequeños y medianos productores del sector lácteo. Así nació Proyecto Pasteurar, idea que ganó el Premio Innovar 2016 en la categoría Alimentos.

La iniciativa fue ideada por el Gonzalo Mendiara y Adrián Venturucci con el objetivo de integrar los procesos de desnatado, pasteurizado y envasado de leche para generar crema y leche descremada apta para el consumo y la elaboración de productos derivados.

Al equipo se incorporó el investigador del Centro de Investigaciones y Transferencia Villa María (CIT-VM), Alejandro Lespinard, para llevar a cabo el diseño y la optimización del proceso térmico y la mejora de la eficiencia energética del equipo. “Lo que hacemos desde el CIT, dependiente de la Universidad Nacional de Villa María (UNVM) y el Conicet, es brindar apoyo a la ingeniería del equipo, desarrollando un modelo de simulación que nos permite determinar las condiciones óptimas de procesamiento para obtener un producto de mejor calidad microbiológica, nutricional y sensorial y un ahorro en los tiempos de proceso y energía”, comentó.

La incorporación fue a raíz de la vinculación del CIT-VM con el sector lácteo. En ese marco, Lespinard aceptó desarrollar los prototipos con “el objetivo de evolucionar hacia una escala de planta industrial”.

Gonzalo Mendiara es de General Pico y se recibió de Diseñador Industrial en la Universidad Nacional de Córdoba. "Mi padre, Daniel "Pocho" Mendaira, es de Victorica y todas las fiestas voy para allá. Soy un victoquense más", contó a InfoHuella.

El proyecto

“La idea es desarrollar una máquina que permita realizar un proceso de pasteurización dividido en tres módulos diferenciados de 45 a 50 litros por ciclo”, explicó Venturucci.

Este procedimiento de pasteurización implica un ciclo de choques térmicos, calentado y enfriado, del cual se obtiene crema y leche descremada. “Son períodos de 30 a 40 minutos para la elaboración de un producto de baja escala que permite a los pequeños productores obtener un mayor valor agregado desde el inicio de la cadena productiva hasta la producción final, reduciendo así los eslabones de comercialización con un producto apto para el consumo”, puntualizó.

Pasteurar está pensado para tambos de entre 50 y 100 vacas que tienen como única alternativa vender la leche a grandes procesadores. Según los emprendedores, la intención es que el valor que actualmente se lleva la cadena manufacturera de la industria “pueda retenerse en los primeros eslabones con el objetivo de que los pequeños productores tengan beneficios comerciales y puedan reinvertir en la industria láctea para hacer crecer los pequeños sectores productivos”.

Por su parte, Mendiara afirmó que Pasteurar sigue siendo un proyecto que comienza a desarrollar el tercer prototipo con el objetivo de convertirse en una empresa de base tecnológica. “Hoy estamos en la etapa de desarrollo y cuando esté definida la producción en serie se lanzará al mercado”, puntualizó.

 

Reconocimiento nacional

Cabe destacar que en 2016 se presentaron 1.500 proyectos en el Concurso Innovar, organizado por el Programa de Popularización de la Ciencia y la Innovación del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva (Mincyt) de la Nación, con el fin de estimular la transferencia de conocimiento y tecnología mediante proyectos que promuevan la innovación, la mejora en la calidad de vida de la sociedad, así como posibilitar la comercialización e inserción en el mercado productivo en los órdenes nacional e internacional.

Fuente: comercioyjusticia

Info Huella

Redacción - Email: ddinfohuella@gmail.com

Te puede interesar