La quimera del regreso

Y un día, en pleno monte florecido, te atacó de traición y por la espalda… como es normal en los cobardes, y después de intentarlo hasta ella misma se escapó asustada.

Escribiendo 01 de marzo de 2023 Luis Alberto Cazanave Luis Alberto Cazanave
WhatsApp Image 2023-02-28 at 20.56.08 (1)

Escribe: Luis Alberto Cazanave

No tuvo el coraje de llevarte de una y allí te dejó tirado. Eras mucha convicción para llevarla toda junta, imitando a los pumas del monte… quizás la idea era llevarte de noche para que no se notara o no doliera tanto.

No hacía falta coincidir para entender lo que sentías, respetarnos en las diferencias fue el norte en nuestro andar transcurrido que, quizás por ser corto, lo llenamos de intensidad.

Un día, como siempre, llegaste con cosas nuevas. Recuerdo que me trajiste unos viejos maíces, que nosotros todos los años ponemos a germinar esperando la quimera de tu regreso para mostrarte orgullosos que no sembraste en vano.

Te confieso… Tuve un tiempo triste pensando que te habías muerto, pero cuando veo los choclos llenos de granos, o los ojos de Olivia y Fermín, me doy cuenta que apenas te escondiste entre nosotros como una forma de mirarnos de lejos.

Bueno… es tarde, hace mucho calor en la chacra, cuando vengas tené cuidado en la huella, la arena está muy suelta, no está fácil para la moto.

Perdón… pero hace un tiempo que no venías. No dudo que seguirás pensando que no hay agua como la de la chacra para el mate…

Date una vuelta pronto, te espero… hace rato que no te veo.

TE PUEDE INTERESAR:

fotocruzcazanEscribe Juan Cruz Cazanave: "Los ojos de Miguel"
tomaskenn¡Hasta siempre Tomás!

Te puede interesar
WhatsApp Image 2024-03-26 at 17.24.50 (1)

Escribe: Analía Vázquez/ Ley de la selva

Escribe: Analía Vázquez
Escribiendo 26 de marzo de 2024

Eusebia se levanta a las cuatro de la mañana, unos minutos antes de que suene el despertador. Besa la frente de Antonio y la siente fresca. El antibiótico está haciendo efecto. En la penumbra de la habitación, tantea los anteojos y con ellos el ungüento casero de limón y romero para ponerse en las piernas, luego las medias ortopédicas.

Lo más visto

Escribí tu mail y te mandamos las noticias del día